Galletas de avellana y chocolate

Si Alfonso, el cocinero de Recetas de rechupete, te dice: pues podías hacer las galletas de avellana y chocolate, que a Jimena le encantan, pues vas tú y lo primero que haces es hacerlas, claro. Y las haces sabiendo que es una de sus recetas y que en este caso el aprendiz (que soy yo) nunca puede superar al maestro (que es él), pero las haces, y eso fue lo que pasó, las hice.

Y tenía razón, son impresionantes. Si sois de los que les encantaba la parte blanca de la Nocilla, como es mi caso, estas galletas son para vosotros.

También he de estar de acuerdo con él y deciros que podrían fácilmente parecerse a las lembas del Señor de los Anillos, para nada ligeritas, con lo que ponerse a comer un montón de ellas, cosa que es fácil que pase, puede resultar bastante alimenticio.

Galletas de avellana y chocolate

GALLETAS DE AVELLANA Y CHOCOLATE:

  • 300 gr. AVELLANAS
  • 2 CLARAS HUEVO
  • 150 gr. AZÚCAR
  • 150 gr. CHOCOLATE 70% CACAO
  • 3 CUCHARADAS DE NATA
  • 1 CUCHARADA ESENCIA DE VAINILLA
  • 50 ml. ACEITE DE OLIVA
  • PAPEL SULFURIZADO O PAPEL DE HORNEAR.

1.- Lo primero es separar las claras de las yemas y reservar.

2.- Picamos las avellanas lo más finas posible, yo lo hice con el molinillo del café (casi me lo cargo) pero supongo que con la batidora también podría hacerse.

3.- En un bol mezclamos bien las claras, el azúcar, la nata y la esencia de vainilla.

4.- Añadimos a la mezcla las avellanas picadas y mezclamos. Quedará con una consistencia de crema densa y grumosa.

 Galletas de avellana y chocolate

 5.- Cubrimos la bandeja del horno con el papel sulfurizado y con la ayuda de un par de cucharas haremos montoncitos con la mezcla. Procuraremos que queden unos montoncitos lo más redonditos posible, ya que si son muy irregulares la galleta también quedará muy irregular, de ahí lo de las dos cucharas para ayudaros. Es importante que los separemos 3 o 4 cm. ya que las galletas crecerán bastante.

6.- Con el horno previamente caliente a 180º introducimos la bandeja y dejamos hornear unos 15 minutos. Las galletas han de quedar tostaditas, sino seguramente se quedarán con el interior un poco crudo.

7.- Una vez que las galletas estén frías comenzamos a preparar el chocolate. En un cazo ponemos el chocolate 70% cacao y el aceite. Comenzamos a derretir el chocolate a temperatura media-baja revolviendo constantemente. cuando esté derretido lo dejamos templar.

8.- En un papel sulfurizado haremos montañitas con el chocolate y colocamos una galleta encima de cada montañita, presionando ligeramente hacia abajo hasta que el chocolate sobresalga por los bordes de la galleta. Es necesario que el chocolate fundido no esté muy líquido, por eso os decía la de dejarlo templar, ya que si no se desparramaría, tendría que quedar más o menos “contenido” en el sitio del papel donde lo pongáis.

9.- Tenéis que esperar a que el chocolate se solidifique y ya podéis retirar las galletas del papel sulfurizado con el chocolate adherido. Es por esto imprescindible que empleéis este tipo de papel, ya que si lo hicierais directamente sobre una superficie rígida (un plato, una fuente, la encimera…), os sería muy complicado levantar las galletas una vez que el chocolate estuviera solidificado.

Espero que os animéis a hacerlas y ya me contareis.