Galletas decoradas de ositos, galletas de limón

Nunca hasta ahora había hecho unas galletas decoradas que no fueran galletas de vainilla, ya sabéis, harina, mantequilla, azúcar, huevo y vainilla. Así que, decidida a variar un poco las galletas, lo que he hecho es adaptar la masa y hacer unas galletas de limón.

La verdad es que no puede ser más fácil, simplemente es sustituir el aroma de vainilla por la ralladura de un limón grande y dos cucharadas del zumo de limón. El resultado ha sido un éxito, las galletas conservan la textura necesaria para decorar y saben ligeramente a limón. Supongo que también se les podría añadir un poco de aroma de limón, pero considero que, si podemos emplear algo natural en lugar de química, el resultado será siempre mejor. Así que aquí os dejo estas galletas de ositos, galletas de limón.

El proceso para decorarlas es muy sencillo:

1.- Una vez hecha la glasa y coloreada del tono que queramos, lo primero es hacer el contorno de la galleta para luego rellenarla. La consistencia de la glasa para bordes debe de ser dura, como prueba hacemos una “X” y los dos palitos de la letra han de mantenerse. He utilizado una boquilla del nº 2 de Wilton.

Galletas decoradas de ositos, galletas de limón

2.- Dejamos que se seque un poco la glasa del contorno antes de ponernos a rellenar. Para el relleno la consistencia idónea sería blanda. Para ello le iremos añadiendo gotitas de agua a la glasa de consistencia dura. Como prueba podemos hacer una marca con un tenedor en la glasa, esta marca debe desaparecer en pocos segundos. Esto es importante, ya que la glasa ha de tender a autonivelarse al ir rellenando los espacios entre bordes. Para aplicarla debemos utilizar una boquilla redonda más ancha. Vertemos la glasa sin llegar a los bordes de la galleta, para evitar posible errores, y nos ayudaremos de un palillo para arrimarla a las esquinas.

3.- Para hacer los lunares emplearemos una boquilla del nº2 de wilton. Los lunares han de hacerse inmediatamente después de haber aplicado el relleno a la galleta. No debemos dejar secar la glasa de relleno ya que sino los lunares no quedarían integrados y aparecerían abultados.

4.- Por último le colocamos un lacito de fondant pegado a la galleta cuando esta ya está seca.

Es importante que respetemos los tiempos de secado de la glasa para evitar destrozos, lo digo por experiencia!!!. Espero que os hayan gustado.