Conejo con arroz

 La receta de hoy es sencilla, casera y tradicional, la que seguro todas nuestras madres han preparado en alguna ocasión como recurso para los días de diario. Un plato de conejo con arroz, es una opción más que interesante tanto para niños como para mayores. Es más, creo que es un plato ideal para llevar de táper al trabajo, fácil de comer, ligero y bajo en grasa.

La verdad es que después de los excesos del verano, en casa estamos a casi dieta. Digo casi porque, en realidad, lo que pretendemos es comer sano y ligero para intentar bajar esos kilos rebeldes que parece que no quieren irse, sin por ello dejar de tener una alimentación equilibrada.

Este tipo de carne, la de conejo, es ideal para estas pretensiones, se trata de un producto con poca grasa, ligero y con un aporte adicional de potasio, fósforo y calcio. Como además su precio suele ser bastante económico, resulta una opción perfecta para su consumo en el día a día.

RACIONES: 4

DIFICULTAD: baja

TIEMPO: 1 hora

CONEJO CON ARROZ:

  • 1 CONEJO
  • 1 PIMIENTO ROJO
  • 1 CEBOLLA
  • 2 DIENTES DE AJO
  • 1 ZANAHORIA GRANDE
  • 1/2 VASO DE VINO DE JEREZ
  • AZAFRÁN
  • 2 TAZAS DE ARROZ REDONDO
  • ACEITE DE OLIVA
  • SAL

1.- Pelamos la cebolla y la troceamos en cuadraditos pequeños, lavamos el pimiento y la zanahoria los troceamos. Hacemos lo mismo con los ajos, los pelamos y picamos menudito. Reservamos las verduras.

2.- Cortamos el conejo en casa o bien le pedimos a nuestro carnicero que nos lo trocee.

3.- En una cazuela ancha calentamos 3 o 4 cucharadas de aceite de oliva y añadimos el conejo y lo doramos por todas partes. Esta operación la hacemos en varias tandas, retirando los trozos de carne ya dorados y añadiendo el resto hasta tener toda la carne bien dorada por todas partes.

4.- En la misma cazuela de haber dorado la carne rehogamos las verduras durante 15 minutos a temperatura media-alta hasta que estén blanditas. Si vemos que es necesario añadimos un poquito más de aceite al sofrito.

5.- Incorporamos el conejo que tenemos reservado y añadimos el vino. Dejamos que evapore el alcohol durante 1 o 2 minutos y añadimos las hebras de azafrán, la sal y el arroz. Removemos para integrarlo con el resto de ingredientes.

6.- Incorporamos el agua para la cocción del arroz, calculando 2 tazas de agua por cada 1 taza de arroz.

7.- Dejamos cocer el conjunto hasta que vemos que el arroz ya está listo y ha absorbido toda el agua, unos 20 minutos.